El Gobierno suaviza las reglas en varias áreas migratorias: eTAs, visas, residencia, ciudadanía y más

Familiares de residentes permanentes, como padres, esposos o hijos, ya pueden venir a Canadá para estar con sus familias.

Ceremonia de ciudadanía en Toronto. Foto: Julio César Rivas

A casi tres meses de que se declaró la pandemia del COVID-19 y que se tomaran medidas duras en el área migratoria en Canadá, algunas de estas medidas se están comenzando a suavizar, lo que beneficiará a muchos, particularmente a nuestras comunidades inmigrantes.

Una medida muy importante que acaba de anunciar el Gobierno canadiense es que a partir de este 9 de junio, los familiares de ciudadanos y residentes permanentes van a poder entrar a Canadá. Se trata específicamente de padres, tutores, padrastros, esposos, parejas en unión libre e hijos, dada la necesidad de reunificación familiar ya que hay familias que han estado separadas durante los últimos meses debido al cierre de las fronteras canadienses.

Cuando hablan de hijos se refieren solamente a los hijos dependientes tal y como son definidos por los reglamentos de Inmigración: un hijo menor de 22 años que no esté casado o viviendo en unión libre e hijos que son mayores de 22 años pero que son dependientes de los padres por razones médicas, ya sea por un problema físico o mental de acuerdo con la definición de “hijo dependiente”.

Es importante aclarar que esta medida únicamente beneficia a los ciudadanos y a los residentes permanentes canadiense y no se aplica a los residentes temporales que se encuentran en Canadá.

Hay personas que consideran que esta medida, tal y como ha sido tomada, no es suficiente ya que el levantamiento de la restricción de ingreso debería ser efectivo para todos los miembros de la familia de ciudadanos y residentes. Sin embargo, el anuncio es importante porque va a beneficiar a muchas familias que han quedado separadas y es un paso muy positivo en términos de reunificación familiar.

Algo que se debe tomar en cuenta es que el ingreso únicamente se les permitirá a las personas que no estén afectadas por el COVID-19 y, no importando de qué país vengan, deberán pasar por una revisión en el puerto de entrada, donde se les examinará de acuerdo con la estrategia del Gobierno para prevenir que entren personas que puedan ser contagiosas. A quienes estén llegando a los puertos de entrada del país través de cualquier medio (mar, tierra o aire) se les va a preguntar cómo están de salud y otras cosas, y los funcionarios van prestar atención a síntoma de que la persona pueda estar enferma. Si sospechan que lo está, la van a enviar a un centro de salud pública.

Además, todos los viajeros deberán usar una máscara no médica o cubrirse la cara al llegar a Canadá, y si no las traen la aerolínea se las van a proporcionar. Una vez en el país, deberán hacer una cuarentena obligatoria de 14 días antes de poder salir. Y hay multas establecidas para aquellos que no cumplan con esta medida.

Todos los viajeros deberán usar una máscara no médica o cubrirse la cara al llegar a Canadá. Una vez en el país, estarán sometidos a una cuarentena de 14 días

Otra medida migratoria que se está suavizando es que en los consulados de Canadá en todo el mundo van a comenzar a procesar las autorizaciones electrónicas de viaje (eTA) y las visas de turistas, que estaban suspendidas. Obviamente se espera que los tiempos de procesamientos en estos momentos no sean los mismos que existían antes de la pandemia, ya que se prevén atrasos en todos los procesos porque hay casos que ya han sido enviados y aun no se procesan. En este sentido, a menos que sea una emergencia, estos nuevos casos se van a procesar en orden de llegada, es decir que los casos que llegaron primero se resolverán primero. A menos de que las personas puedan demostrar de que hay alguna razón excepcional para que se les procese sus solicitudes, van a tener que esperar, y yo creería que los atrasos van a ser de alrededor de tres meses.

Las personas interesadas pueden solicitar de inmediato las eTAs y las visas de turismo y las pueden obtener. Pero deben tener claro también de que en estos momentos únicamente van a poder viajar las personas que son elegibles para llegar a Canadá, por lo que hasta que no se abran las fronteras no van a poder viajar.

En el área de refugio, el Consejo de Refugiados de Columbia Británica anunció que van a reanudar las audiencias a mediados de junio.

En Ontario todavía no se ha anunciado que vayan a reanudar audiencias. Podrían reanudarse a finales de junio, aunque seguimos esperando el aviso. Ante esta probabilidad, particularmente las personas que ya tenían su audiencia de refugio fijada y que fue cancelada con la llegada del COVID-19, deberían prepararse porque inmediatamente se reanuden probablemente ellos sean los primeros que van a ser llamados y se les va a dar un mes de notificación para la audiencia.

Así, es recomendable que se comiencen a preparar desde ya, sobre todo si tienen nueva documentación que quieren presentar, si hay reportes médicos o algo parecido de los últimos meses. Deben tener todo listo porque un mes no es mucho tiempo para prepararse y enviar información nueva que se necesite presentar.

En el área de las residencias permanentes, estamos viendo que con las personas que han sido aceptadas como residentes permanentes en Canadá, ya sea a través de proceso de razones humanitarias, quienes estaban procesándola después de haber sido aceptadas como refugiados, o casos de matrimonio que se hicieron desde el país y que ya estaban aceptados, lo que Inmigración está haciendo es enviar una carta que es la residencia permanente y que en un mes les va a llegar su tarjeta de residente.

Estábamos esperando para ver de qué manera iban a proceder con estos casos y ésta es la forma en que lo están haciendo, enviando directamente la carta y luego mandando la tarjeta de residencia permanente.

En el área de ciudadanía, los recién llegados a Canadá que estaban a punto de convertirse oficialmente en ciudadanos canadienses y cuyas ceremonias fueron pospuestas debido a la pandemia del coronavirus, pronto podrán prestar juramento de ciudadanía de forma virtual, según anunció el Gobierno canadiense.

Aunque aún no han dado una fecha exacta de inicio, en un comunicado enviado a los medios de comunicación, se dijo que comenzarán a “implementar ceremonias de ciudadanía virtual lo más pronto posible”.

Las primeras ceremonias en línea estarán disponibles para aquellos que “tienen una necesidad apremiante de ciudadanía canadiense”, así como para aquellos que previamente habían programado prestar juramento en persona y cuyos eventos fueron cancelados debido a las medidas especiales que se implementaron para evitar la propagación de COVID-19.

Finalmente, en relación con las pruebas biométricas, el Gobierno continúa dando extensiones para las personas que no puedan hacerlas. Pero simultáneamente algunos de los Centros de Aplicaciones de Visa ya están reabriendo. Las personas interesadas deben revisar los sitios web para ver cuales están abiertos en sus países de origen o aquí en Canadá, y deben concertar las citas para hacerlas tan pronto como sea posible.

Vilma Filici
filici.com
Vilma Filici, presidenta de Filici Immigration Services, es profesora de leyes de inmigración y refugio en Seneca College Toronto, y asesora en materia de inmigración para diversas organizaciones comunitarias. Escribe sobre asuntos migratorios en varios medios hispanos de Toronto y es fuente de información para, entre otros, los diarios Toronto Star y Toronto Sun, y las emisoras Radio Canadá y CBC.