Momento del primer debate electorado televisado el pasado lunes en CityNews.

Tres cuartas partes de los votantes de las elecciones de Ontario que se celebrarán el próximo mes de junio dicen que desearían que hubiera diferentes líderes a los que votar, según una encuesta de Ipsos realizada para Global News.

El 74% de los votantes, sin distinción de preferencias ideológicas, desea que haya otra opción que no sea la líder Liberal Kathleen Wynne, el líder de PC Doug Ford y la líder de NDP Andrea Horwath. La encuesta no incluye al candidato del Partido Verde, Mike Schreiber, que también ha sido excluido de los debates televisivos.

El 38% de los encuestados considera que Horwath sería el mejor primer ministro, superando a Ford (37%) y Wynne, la actual primera ministra, con el 19%.

La encuesta también analizó la simpatía de los posibles primeros ministros: Horwath nuevamente encabezó las preferencias de los encuestados con un 40% de consultados que dijeron que tenían una impresión favorable de ella. Solo el 33% dijo lo mismo de Ford, y el 20% de Wynne, que cierra casi todas las posiciones.

El sondeo preguntó a los encuestados sobre algunos rasgos que definen la personalidad y valores de los candidatos: Horwath quedó en primer lugar en la mayoría de las categorías (siete de ellas) incluyendo “luchar por la clase media”, “ayudar a mejorar la atención médica”, “valores individuales”,  “el temperamento y madurez adecuados para ser el primer ministro “.

Ford ganó seis categorías, entre ellas “hacer las cosas”, “hacer frente al déficit de Ontario” y “resolver la situación de la hidroelectricidad”.

Wynne no logró encabezar ninguna de ellas y hubo otras seis donde los encuestados no mostraron ninguna simpatía por la capacidad de los candidatos. La opción “ninguno de estos líderes” ganó categorías como “lidiar con el problema del tráfico”, “alguien en quien pueda confiar” y “le gustaría tomar una cerveza o un café”. Ningún líder logró más del 40% de los votos en ninguna categoría.

Ford encabeza la mayoría de encuestas realizadas con un 40% de respaldo, seguido de lejos por Horwath con el 29%.  

La encuesta de Ipsos muestra, sin embargo, una tendencia que no se corresponde con los sondeos publicados en las últimas semanada. Ford encabeza la mayoría de encuestas realizadas con un 40% de respaldo, seguido de lejos por Horwath con el 29%.

Darrell Bricker, responsable del sondeo, señaló a Global News que “la razón por la que la gente vota por los conservadores no es porque estén enamorados de Doug Ford, las razones por las que votan por los conservadores es porque están aún más molestos con Kathleen Wynne”. Esta lectura es compartida por otros analistas, que argumentan que la campaña estará marcada por el rechazo a las políticas de la actual “Premier” más que por el deseo de respaldar a alguno de los otros dos candidatos.

Si se analiza la encuesta de Ipsos en función del género se pueden encontrar también algunas respuestas interesantes: los hombres tenían una opinión más favorable de Doug Ford: solo el 24% de las encuestadas mostraron sus simpatías por el candidato conservador, mientras que el porcentaje se eleva a un 43% entre los hombres. Para Kathleen Wynne el género no pareció jugar tanto en los resultados: El 19.8% de los hombres encuestados y el 21.2% de las mujeres encuestadas la consideraron favorable.

Este sondeo, que valora las simpatías hacia los candidatos por encima de la intención de voto, coincide con el inicio de la campaña electoral y el primer debate electoral televisado el pasado lunes en el canal local CityNews. El escándalo saltó ayer al conocerse que la mayoría de los congregados en los exteriores del estudio de televisión en Toronto y que respaldaba a Doug Ford  fueron actores pagados.

La portavoz de Ford, Melissa Lantsman, reconoció los sucedido pero aclaró que la idea fue de la candidata conservadora por el distrito Toronto Centre, Meredith Cartwright, quien contrató a los actores, y aclaró que el hecho fue “innecesario y una confusión” y aclaró que “no volverá a pasar”.