La diversificación de la economía de Montreal se manifiesta en la creación de siete “clusters” que engloban a las principales industrias del área metropolitana con el objetivo de trabajar en una estrategia común de desarrollo e iniciativa económica. Foto: T.E.A Photography / Flickr

Montreal se enfrenta al desafío de seguir la impetuosa estela de Toronto, la ciudad que vive en la última década una formidable expansión demográfica, económica, cultural y tecnológica. La ciudad conocida como “la bella”, que fue históricamente la capital financiera y cultural de Canadá, observa cómo esa posición de privilegio está siendo disputada por Toronto con armas más poderosas y resultados más eficaces.  Consciente de que en el siglo XXI las grandes ciudades tienen nuevos retos y la necesidad imperiosa de reinventarse para mantener el pulso competitivo en una sociedad cada vez más global, Montreal trabaja con determinación en su ambicioso proyecto para transformase en una “Smart City”.

Con un dinamismo notable están surgiendo en Montreal emprendimientos vinculados con las nuevas tecnologías aplicadas a la salud, el cine, el entretenimiento, el desarrollo aeroespacial o las tecnologías de la información y la comunicación. Se trata de sectores que requieren una elevada formación técnica y una gran capacidad de reciclaje y modernización. Recientemente la revista Fast Company ha revelado que Toronto y Montreal se sitúan entre los diez mejores centros de tecnología del mundo para vivir y trabajar, según el informe realizado por Expert Market.

Montreal se mantiene, igualmente, desde hace tiempo en el Top10 de las mejores ciudades del mundo para vivir. Acumula galardones y reconocimientos por su crecimiento sostenible, la calidad de su transporte público, su vida cultural y social, la riqueza de su gastronomía y tradiciones y el valor de su patrimonio arquitectónico.  El New York Times consideró en 2011 a Montreal una de las 10 ciudades más divertidas y la Unión de Asociaciones Internacionales la elevó al primer lugar de su lista de mejores ciudades de Norte América para la celebración de eventos internacionales. En 2013 fue elegida la mejor ciudad de Norte América y la número 11 del mundo para circular en bicicleta; la UNESCO la tiene catalogada como “Ciudad del Diseño” desde 2006. Por si fuera poco, el precio de la vivienda es aproximadamente un 20% más barato que en Toronto o Vancouver, según la Oficina Federal.

En el febril entorno global de negocios, investigación y emprendimiento, muchas veces potenciado por las sinergias con la universidad, el hecho de que se siga considerando a Montreal la “capital universitaria de Canadá” con más de 40.000 nuevos graduados cada año, refuerzas sus capacidades competitivas. La traducción en cifras no deja lugar a dudas: Montreal ocupa el séptimo lugar en Norte América por concentración de trabajos de alta tecnología y el primero de Canadá por universidades dedicadas a la investigación.

Sus comunicaciones son otra de sus fortalezas. Se encuentra a tan solo 90 minutos en vuelo de Boston, Nueva York o Toronto.  Es la capital de una extensa área metropolitana en la que viven más de 4 millones de personas y que genera una tercera parte del Producto Interior Bruto de la provincia de Quebec, la más grande de Canadá. Esa privilegiada ubicación ha convertido a Montreal en un centro estratégico de comunicaciones con tres aeropuertos –dos de ellos internacionales-, y su puerto, uno de los de mayor actividad de Norte América. Se trata de una de las grandes vías de acceso a Canadá para el transporte marítimo, con un tráfico anual superior a los 28 millones de toneladas y una red de conexiones que llega a más de 100 países. Su red de metro, con 68 estaciones y cuatro líneas, es una de las más eficientes de Canadá y genera comparaciones odiosas para Toronto.

Foto: Aero Montreal

La diversificación de la economía de Montreal se manifiesta en la creación de siete “clusters” que engloban a las principales industrias del área metropolitana con el objetivo de trabajar en una estrategia común de desarrollo e iniciativa económica. Las empresas que participan en estos “clusters de excelencia” reúnen a más de 400.000 trabajadores, lo que representa el 20% del total del área. Este poder industrial se ve fortalecido con proyectos de investigación, líneas de apoyo a nuevos negocios y espacios de debate sobre el futuro económico. Los “clusters” son: Aero Montreal, Quebec Aerospace Cluster; Québec Film and Television Council; Ecotech Quebec, CargoM, Finance Montreal, Techno Montreal y Montreal In Vivo.

Finalmente está la cultura. La vida cultural del Montreal es una de las más dinámicas y atractivas de Canadá. La ciudad presume de tener la máxima concentración de artistas de Canadá y anualmente alberga 140 festivales relacionados con diversas manifestaciones artísticas. La escena musical y teatral de la ciudad ha estado durante años en la vanguardia de la creación canadiense y festivales como el de Jazz son anualmente una cita imprescindible del calendario cultural nacional. No por casualidad Montreal es la sede del Cirque du Soleil, probablemente la compañía artística canadiense más conocida en todo el mundo.